jueves, agosto 23, 2007

Entre el cielo y el infierno

Caballero, carcelero
de mi alma eres el dueño
por el cielo, en un sueño
te acompaño a volar.
desvanecen las sonrisas
con las tristes despedidas
cada adios es un herida
que no para de sangrar.
Caballero, prisionero
encerrado en mi memoria
arde el fuego en esta historia
consume la realidad.
siempre esperando el alba
procurando no perder la calma
naufragando en tus caricias
me perdi al ver tu risa.
Caballero, mi guerrero
de rodillas caigo al suelo
el consuelo son tus brazos
aqui no hay mas que silencio.
voy lavando cada gota
de brillo en mi mirada
las lagrimas caen solas
el dolor clavo su espada.
Caballero, es el tiempo
nos castiga al ser lento
nos congela en este infierno
nos mato con sentimientos.
Caballero, es el tiempo!
que nos deja sin aliento
se nos vuela como el viento
cuando las miradas se cruzan al pasar.
como el vacio, como el silencio
me veo tumbada en el abismo
un desierto sin recuerdos vivos
se encuentran en el dolor.
Caballero, que dificil
llorar sin un consuelo
vivir con esta historia
y morir con solo sueños.
Caballero, que dificil
evitar pensar en tu mirada
como una daga, como una espada
esta clavada en mis entrañas.
Caballero, que dificil
soñar con tu sonrisa
cuando la distancia nos separa
y este mundo gira a prisa.
Caballero, que dificil
en el alba yo te espero
con la brisa de tu risa
dare cuentas de mi cielo.
Caballero, que dificil
no llorar con esta pena
la condena de mi alma
me reduce a cenizas.
desde el hielo de mi infierno
hasta el fuego de mi cielo
lloraremos y reiremos
hasta el fin de nuestro encuentro.
Caballero, volaremos?
flotaremos en el aire?
sin espinas, sin cadenas
sin cumplir con mas condenas..
Publicar un comentario