viernes, diciembre 21, 2007

Realidad

Siempre fue asi, verdad?. Siempre te toco elegir un lado. Siempre con dos sogas atadas al cuello, sabiendo que una de las dos va a terminar por ahorcarte. Claro que si. Un mundo de un lado, un mundo del otro, y nunca sabes cual es el correcto. Una vez que elijas, uno te va a adorar y el otro te va a despreciar, logico. Siempre es asi, vos no PODES fallar, no. Fallar significa pasar de ser un angel a ser una basurita de ojo. Fallar significa perder, y claro, a nadie le importa lo que vos queres, fallaste, perdiste, salis del juego. Aunque se te llene el alma de lagrimas no tenes derecho a llorar, porque fallaste, lastimaste a alguien, sos la que menos derecho tiene a llorar, no?. Despues de todo, si te odian, perfecto, es lo menos que deberian hacer, porque fallaste. Si te adoran, no podes quejarte. Compraste su felicidad con tu alma y no podes quejarte, debes tener una sonrisa. La verdad es que no podes ser lo que todos quieren, y lo sabes. Por eso perdes de un lado y ganas del otro. A la hora de poner las cosas en la balanza, todo se pone feo, es la hora en que sabes quienes te van a odiar y quienes te van a adorar, y la verdad que a nadie le importa si vendiste tu felicidad o si sos de verdad o sos un personaje, mientras seas lo que ellos quieren, esta todo mas que bien. Y vos tragas y seguis, a nadie le importa realmente como. Es asi de duro, vas a terminar perdiendo a alguien. Alguien no te va a perdonar nunca. Igual no pedis perdon, vos no te perdonarias, pero tarde o temprano, va a remontar vuelo y va a olvidarse de que exististe, eso te tranquiliza, pero sabes que lo perdiste y nada te lo devuelve. Del lado que te adoran, sabes que todo va a estar bien, todos felices y contentos, sos lo que esperaban. Es un final, feliz? no se. Depende el lado que lo mires. Para vos, no. Ya deberia ser costumbre salir perdiendo.
Publicar un comentario