miércoles, febrero 12, 2014

tormenta

Y de repente la tormenta estrepitosa que anteriormente desato extragos que jamas se olvidaron nuevamente y sin quererlo ocasióno otro daño sin saberlo, a pesar de su carga y sabiendo de antemano ciertas cuestiones descargo certera y causo demasiadas explosiones, ya se va, no para de llover nunca cesa siempre en soledad caera. Esas gotas que mecen su inocencia y su bondad que entorpece su andar demuestran lentamente que dificil le es caminar, palabras que confunden y pensamientos que pertuban hacen al sueño olvidar todo aquello que supo añorar, la salida que se espera demuestra otra derrota sin comprender que su culpa es tan solo por ser quien es, merecemos lo que somos y soñamos con mucho mas, el epicentro de su furia a flor de piel esta, dejalo ir, ya no volvera y otra vez habra felicidad, no aqui sino alla, tranquilidad , seguridad y bienestar..
Publicar un comentario